De nuevo me gustaría proseguir un poco más profundizando en un artículo pasado el de Relaciones Espirituales, ya que vimos que despertó mucho interés.
Como ya he comentado en alguna ocasión, todos buscamos nuestra alma gemela o complemento perfecto.

Muchos autores difieren en lo que significa el alma gemela, de la misma manera que difieren en lo que llamamos media naranja o tu amor perfecto (tu alma destinada a ti).

Pero no olvidemos que siempre es bajo la premisa de libre albedrío, es decir, teniendo en cuenta que esa alma en concreto a elegido por propia voluntad, mediante la experiencia de compartir enseñanzas y vidas encarnadas, permanecer con nosotros, sea la situación que sea, para compartir con nosotros el camino y nuestra misión de vida.

Esto implica una doble correspondencia, ella nos amará y apoyará y nosotros tenemos que actuar en consecuencia, ya que la otra parte álmica ha de avanzar en su camino al igual que nosotros.

Tenemos esos vínculos desde el momento que somos creados por la fuente divina o llámenle Dios, o cualquier ser creador al que ustedes le tengan o se sientan con más afinidad.

Desde el nacimiento, todas las almas recibimos dones pero enseguida somos clasificadas, por decirlo de alguna manera, según nuestra especialización en alguna cosa en concreto. Como una clase de la universidad en la que unos estudian para abogados y en otras aulas para ingeniería.

Esta conexión con nuestra familia de almas es muy fuerte, tan fuerte que perdura y se siente a través del universo.

Y aunque algunas almas en algún momento se pueden sentir perdidas, solas o desorientadas, siempre tendrán ese vínculo especial con su familia, aunque el alma sufra un bloqueo en el séptimo chakra y su conciencia esté cerrada debido al cansancio de muchas vidas, causas sociales, creencias limitantes, relaciones y educación tóxicas etc… Esas cosas pueden apartarte de esa comunicación, que a priori debería ser natural, animales y niños la pueden sentir.

¿Cómo no podemos nosotros?

Recordemos que venimos de La fuente y podemos decantarnos por quedarnos próxima a ella o bajar junto con nuestros hermanos del grupo de almas a un plano físico, como de una clase de instituto se tratase o fuésemos de excursión.

Como he mencionado antes, podéis olvidaos en un momento dado en el transcurso de vuestra vida de esa conexión, pero la conexión con ellos siempre estará, ya que es divina o celestial, como ustedes prefieran el término.

Entonces, como somos una clase “universitaria” y hemos estudiado algo, nos gusta encarnarnos con nuestros compañeros de clase, o hablemos claro, grupo de almas, para trabajar en el proyecto común de evolucionar en la tierra con las actitudes que tenemos.

Otras almas no encarnan y permanecen cerca de la fuente ejerciendo diversas tareas, ya sea filtros protectores entre planos, organizadores, planificadoras etc… este sería el caso de los ángeles por ejemplo.

Pero vayamos al grano, como muchos se preguntan:

¿Por qué no siento mi grupo de almas o no me siento integrado en él?

Simplemente es porque no estamos suficientemente alineados con ellos, por falta de experiencia, además de tener que quitarnos nuestro ego, practicar el desapego, o todas esas cosas que nos bloquean.

Necesitamos purificar nuestros pensamientos y por tanto el alma, para poder percibir en todo su esplendor nuestra naturaleza divina e identificar nuestra esencia.

Relaciones entre almas Kinesiologia Akashica

¿Quiere decir esto que solo puedo ser de una familia de almas?

La respuesta es no, se puede cambiar de familia fundiéndose con la fuente, es como formatear un disco duro, o hacer un reseteo, pero esa información o experiencias adquiridas en las encarnaciones no se pierden.

La fuente las guarda para el uso que sea necesario. Pero ese “reseteo” se hace cuando se adquiere un dominio absoluto de la sabiduría, o sea, es como licenciarte en el transcurso de tus vidas, llámenle iluminación o de otra manera. Aunque el verdadero término es “el despertar de la conciencia o la liberación de la mente”. Un tema que podríamos no terminar jamás de hablar.

Piensen ahora que se han licenciado de su carrera y ahora ya pueden cambiar de carrera y estudiar otra cosa, esa sería la comparativa. También, retomando el principio de la frase, podemos hacer ese “reseteo” por emergencia, causas mayores o extrema necesidad, pero esos casos quizás hablemos más en otra ocasión de ellos.

Hay que ser muy consciente de que nuestro origen es divino, teniendo esto claro y pase lo que pase, tengamos una vida dura o no, es vuestra identidad divina y vuestro grupo de almas lo sabe. Por eso, aunque algunas almas se pierdan, sea por su ego o por imposición de la vida, recordad que siempre tendréis esa esencia dentro vuestro y por ende, siempre tenderéis a relacionaros con los demás de una determinada manera y a realizar la tarea que previamente aprendimos.

Es decir, si somos del grupo sanador siempre tenderemos a ello, ni que seamos abogados, por decir una profesión a priori, nada identificada con ese grupo. Si no, no estaremos alineados con nuestro propósito y nuestra naturaleza o siempre habrá algo en la vida que nos hará falta, que en este caso es sanar, en toda la extensión posible de la palabra me refiero. Como he dicho en otra ocasión el sanar tiene muchas vertientes, modos y técnicas.

Bien, retomando lo dicho anteriormente, respecto a los vínculos que hacen que tengamos más afinidad entre nosotros, es debido a nuestro origen y no solo pasa en nuestro grupo de almas, que sería por decirlo de alguna manera, la clase a la que pertenecemos, si no que pasa también en el nacimiento mismo de las almas en la fuente.

Las almas entre grupos también se relacionan y tienen afinidades o dones en común.

Quiero decir con esto, que las almas arriba “pactamos o aceptamos comprometernos para un objetivo común”. Es por eso que podéis haber escuchado en alguna ocasión o incluso leído sobre almas hermanas, gemelas, dobles etc…y aunque en la mayoría de las almas eso lazos se dan dentro de la misma familia, en otros no, afianzando y estableciendo mejores lazos entre familias.

Esto nos indica claramente que establecer lazos entre almas de la misma familia o del mismo origen es más fácil. Aunque podamos reconocer o interactuar con almas de otras familias, debido a las continuas reencarnaciones, es más costoso para el alma ajustarse a estas debido a la diferencia vibracional.

Aunque arriba todos somos divinos, en esencia, con nuestra vibración terrestre es mucho más costoso y las interferencias son mucho más grandes.

Podría hablar de muchas más situaciones y encuentros que se producen entre almas, pero eso lo dejo para otra historia.

Espero que os haya gustado el artículo y ampliación sobre este tema.

Os espero en el próximo artículo con mucho gusto.

Luis Antonio García

Te invito a unirte a mis Webinars – Charlas Online Gratuitas

Cada mes estaré realizando Webinars o Charlas Gratuitas Online sobre temas relacionados a los Registros Akáshicos y otras terapias, además de que también pueden proponerme temas para tratar. Solo tienes que registrarte aquí y te enviaré la invitación al Webinar cada mes con los detalles .

Mis guías y maestros me han enseñado técnicas y métodos para que todo el mundo pueda acceder a estos conocimientos, tenga el trabajo que tenga, tampoco no hay límite de edad, no importa si no sabes nada sobre el tema, lo importante es que despiertes a la consciencia.

Si, quiero